La inteligencia artificial (IA) es clave en el proceso de transformación digital de una empresa porque trae consigo grandes ventajas: sistemas más fiables, aumento de la productividad y reducción de costes, entre otros. Me gustaría que sacaras partido de todo ese potencial. Por eso te cuento cinco proyectos de IA que pueden beneficiar a tu negocio:

  1. Registro de datos con IA aplicada al OCR (Reconocimiento Óptico de Caracteres) y combinado con Robotización Automática de Procesos (RPA)

¿En qué consiste el registro de datos de documentos mediante IA aplicada a OCR unido a la RPA? En que automatizamos los procesos mediante estas tecnologías para liberar a los trabajadores de tareas tediosas. El robot las replica interactuando con la interfaz de usuario de un sistema informático. Puedes descubrir todas sus ventajas y más ejemplos en el artículo donde te hablé sobre cómo aplicar la robotización a los departamentos de administración y contabilidad. El resultado: ahorrar tiempo, esfuerzos y costes en tareas repetitivas como en el registro de albaranes, facturas, partes médicos, horas de trabajo, días de vacaciones…

  • Extracción de datos de documentos mediante OCR, IA y RPA

Gracias a la que la máquina o software tiene la capacidad de aprender automáticamente por sí misma conseguimos extraer datos de documentos de todo tipo y en distintos formatos: PDF, Word, JPG…  Es lo que se conoce como machine learning, una de las ramas de la inteligencia artificial. Así, es capaz de identificar el campo y los datos de cada documento con gran fiabilidad, sin personalización ni plantillas.

El proceso de extracción de datos está integrado con la RPA para optimizar recursos y disminuir costes. De hecho, te puedo asegurar que el retorno de la inversión se alcanza en menos de un año.

  • Chatbots o asistentes virtuales

Incorporar un chatbot a tu compañía ahorrará tiempo, esfuerzo y dinero a partes iguales. Me refiero a esos “robots” que pueden mantener conversaciones más o menos naturales con tus clientes online. Un paso más allá serían los asistentes de voz. Si Apple tiene a Siri, Microsoft a Cortana y Amazon a Alexa, ¿por qué tu negocio no podría tener el suyo? De esta forma, combinando la inteligencia artificial y el internet de las cosas (área que también domino), maximizamos el crecimiento de tu empresa.

  • Minería de datos o data mining

¿Te imaginas poder predecir qué producto o servicio contratará un antiguo cliente? ¿O qué podrías ofrecerle para que, probablemente, termine comprando? Todo esto y mucho más nos lo permite la minería de datos. Con ella exploraramos en el histórico de información para detectar conductas, tendencias o patrones. Esto nos ayudará a explicar y entender mejor el comportamiento de los usuarios y potenciar las ventas y la fidelización de clientes. Y todo de forma automática.

  • Transporte autónomo

Aplicar la IA en el control de los vehículos para que tomen decisiones en tiempo real está a la vuelta de la esquina. Cuando comencé a especializarme en el sector la movilidad inteligente parecía una utopía. Sin embargo, cada vez tengo más claro que pronto será una realidad.

  • Business Intelligence o inteligencia de negocio combinado con OCR y RPA

¿Y si todos los integrantes de tu empresa pudieran analizar datos de distintas fuentes a través de paneles e informes automáticos, dinámicos e intuitivos? Así, el uso de una plataforma para la inteligencia empresarial te ayudaría a consultar datos cruciales desde un mismo lugar y en tiempo real y a tomar decisiones más acertadas. Además, combinando con los OCR y los RPA los resultados podemos multiplicarlos. 

Como ves, las aplicaciones de la inteligencia artificial en una empresa son tan variadas como productivas. Sin embargo, sin una estrategia y sin la formación necesaria, no dará resultados. La buena noticia es que para eso estoy aquí. Si quieres que te ayude no tienes más que decírmelo.

WhatsApp chat